domingo, 9 de julio de 2017

PLENILUNIO DE CANCER


PLENILUNIO     DE     CANCER

La proximidad del plenilunio bajo las energías de la constelación de Cáncer, evoca en la memoria de cada uno de nosotros como parte de la humanidad, infinidad de sentimientos y de vivencias subjetivas, que se reavivan con fuerza ante un Signo a través de cuya puerta entramos a la vida de la forma física, buscando y anhelando desde entonces fundirnos con la luz.
Cáncer nos representa como Humanidad misma.
No obstante la humanidad está saliendo en forma precipitada de la conciencia de masa, uniéndose como nunca a la energía del siguiente Signo de Leo en donde la individualidad, el poder del propio pensamiento transforma los propios pensamientos y acciones.
Los tiempos convulsos que estamos viviendo, llenos de oportunidades y de difíciles pruebas, son en sí ese poder de decidir. La lucha intensa entre el Sexto Rayo y el Cuarto Rayo que penetrará en breve en el éter de nuestro universo causará liberación y un vuelco total a la forma bajo la cual  hemos vivido hasta ahora las relaciones.
Cada momento cercano a los días de Luna Llena, son de profunda importancia. La Luz inunda las zonas más oscuras en todos los niveles y todo discípulo comprende la importancia de su parte en el Plan. La unión de grupos, de almas y de conciencias, puede ser utilizada por la Jerarquía durante todas y cada una de las meditaciones que se realicen.
En forma más profunda, se siente, se vive interiormente la belleza del axioma que define al Signo de Cáncer.
CONSTRUYO UNA CASA ILUMINADA Y EN ELLA HABITO
Estamos muy conscientes de que los materiales que puedan iluminar esa Casa, son pensamientos, intenciones, palabras, hechos, silencios, anhelo de paz….Buena Voluntad en síntesis. Atentos más que nunca a que la parte oscura observa y sin dudas lo hace, con profunda preocupación. Estamos atentos. Somos conscientes. Conocemos nuestro poder.
Este Signo que pertenece a la Cruz Cardinal reafirma esa relación con la Vida y permite que el Espíritu pueda manifestarse a través de la forma en el plano físico.
Estos tiempos de cambios se notarán con más intensidad cada vez que entremos en esa Cruz cardinal en los cielos.
Luna y Neptuno rigen al Signo de Cáncer, exponiendo a la Luz y a través de la forma de actuar de quienes destacan en la  sociedad por su determinado papel en ella, si están en el camino de la iniciación, ya que cuando la persona recorre el Sendero con amor impersonal, Neptuno le concede la divina indiferencia que le permite poder actuar con justicia, con la debida rapidez y sin reaccionar a explosiones de dolor o rabia, que tanta energía desgasta en la humanidad no despierta aún a la comprensión de las causas que subyacen detrás de cuanto sucede en nuestro mundo.
Neptuno situado ya en Piscis y según nos dice el Maestro Tibetano, hace fluir desde Shamballa la energía de Alma y espíritu al iniciado, equilibrando la dualidad de alma y cuerpo.
La Luna no debe retenernos en patrones ya caducos. El sentimiento de patria, protección y emociones debe actuar sin fronteras, sin enfrentamientos. En estos importantes días podemos liberarnos de la prisión del propio pasado y del de la humanidad.
A través de Cáncer nos llegan las Energías del Tercer y del Séptimo Rayo, tan necesarias para imbuirnos del mensaje de la Era de Acuario.
Ser instrumentos de la divinidad nos puede llegar a través de Neptuno y el Sexto Rayo.
El deseo de que los conflictos den paso a comprender la importancia de las buenas relaciones y de la armonía, provienen de la Luna y de su Cuarto Rayo.
Que todas estas energías remuevan y esclarezcan con la Luz del Cosmos, las aguas del Signo de Cáncer e iluminen  especialmente a quienes están teniendo en estos días,  el poder de decidir.
Desde el corazón.
Joanna

lunes, 5 de junio de 2017

PLENILUNIO DE GEMINIS - FESTIVAL DE LA HUMANIDAD



FESTIVAL DE LA HUMANIDAD
PLENILUNIO    --     GEMINIS
Reconozco mi otro yo y al menguar ese yo, crezco y brillo
La Gran Invocación, contiene una fuerza especial en esta Luna Llena.

La belleza y la fuerza de esta Invocación reside en su sencillez y en el  expresar ciertas verdades esenciales, que todos los hombres aceptan innata y normalmente. La verdad de la existencia de una inteligencia básica a la que vagamente damos el nombre de Dios y  el sentimiento de que detrás de todas las apariencias externas, el Amor, es el poder motivador del Universo.
 La verdad de que vino a la Tierra una gran Individualidad, llamada Cristo por los cristianos, Bodhisatva, Iman Madhi, Mesías, Muntazar, Maitreya….todos los nombres se refieren al Avatar que encarnó ese Amor para que pudiéramos comprenderlo; la verdad de que el amor y la inteligencia  son ambos efectos de la Voluntad de Dios; y finalmente la verdad eminente de que el Plan divino sólo puede desarrollarse a través del despertar de la consciencia de la humanidad misma.
La Gran Invocación está plenamente unida al Cristo y fue entregada a la humanidad, bajo las energías del Signo de Géminis en el año 1945,  ya que el intenso dolor padecido por las diferentes guerras, había despertado el suficiente sentido de solidaridad para que un Mantram tan poderoso pudiese comenzar a ser comprendido y emitido
En la próxima Luna Llena durante el signo de  Géminis, millones de personas se comprometen durante una fase de cada hora a recitar, a evocar el poder de la Gran Invocación.
Durante los días de esa Luna Llena se produce un importante hecho. Cristo celebra una ceremonia en la que representa a la Humanidad ante la Jerarquía predicando el último sermón de Buda.
Este hecho produce un fuerte estímulo que activa a los seres humanos que dedican su proyecto como almas a los distintos campos de servicio como el político, educativo, filosófico, artístico, científico, religioso y financiero. Todos en una forma u otra nos encontramos en alguna de esas ramas del conocimiento.
Toda meditación tiene un intenso poder siempre, pero cuando la unión de tantos seres emite una fuerza tan plena de luz, los resultados forzosamente serán una realidad y en el punto álgido que vivimos como humanidad que finalmente comienza a comprender el poder de conseguir reacciones sin luchas o fuertes enfrentamientos, sintiendo que a través de ese poder de la unidad en los propósitos y desarrollando un tipo nuevo de discernimiento, se ha podido remodelar nuevos panoramas políticos, cristalizados o estancados que vivían en la sensación de ser intocables.
Ahora en estos importantes días, previos a la Luna Llena de Géminis, es el Amor la energía que se une a la potencia energética acumulada en los dos festivales anteriores.
El Festival de Géminis es también llamado el Festival de la Humanidad Una y el Festival de la Luz, el Amor y del Poder.
La Sabiduría Antigua dice que en el momento exacto de la Luna llena de Géminis, Cristo Quien ha acumulado las energías Cósmicas de las dos primeras Lunas Llenas mayores, libera estas energías sobre nuestro planeta, sobre nosotros, la humanidad, para preparar nuestro sendero y comprender la necesidad de una sola hermandad, un mundo que sea como una gran sinfonía en la que todas las naciones se sientan libres. 
En estos tiempos intensos que estamos viviendo, además del necesario interés por el cambio climático, tema que precisamente ahora está produciendo controversia, será necesario evocar ayuda para el “cambio político”. Sin mente enjuiciadora, intensificar el poder del pensamiento en la llegada de correctos lideres que dentro  del campo de la política, sientan la responsabilidad de cada una de sus acciones.
Desde el Festival de Wesak y desde distintas formas de vivir la espiritualidad, se ha intensificado notablemente la vida de grupos, de proyectos, de meditaciones especiales, de despertares diversos y  que lo hacen desde el amor y no solamente desde el intelecto.
Los Triángulos de Buena Voluntad aumentan constantemente en grupo y en intensidad y toda esa energía es el bendito bosquejo de lo que será el paradigma de nuestra humanidad.
El poderoso influjo de las energías situadas en nuestro Hogar, en el Cosmos, siguen fortaleciendo el profundo cambio que comenzó con la entrada en Capricornio del corrosivo y necesario Plutón ante la injusticia generalizada.
A finales de este año, Saturno se unirá a Plutón en este Signo de justicia que es Capricornio  y permanecerán unidos durante años, hasta que su entrada en el Signo de Acuario, haga más notable la energía del Signo que marca la Era que vivimos. El ideal de una sola religión, de un reparto justo de todos los dones que la naturaleza nos entrega, puede hacerse realidad con esa unión de fuerzas.
Ya no hay lugar en este planeta nuestro, esa indiferencia ante el dolor que día a día vemos ante nuestros ojos sin que quienes tienen la posibilidad de ejercer el responsable poder de aliviar y defender los más básicos derechos humanos, actúen.
Europa contempla el efecto del terrorismo con la impotencia de lo que no es usual. En otros países es una realidad constante. La auténtica comprensión de lo que significa que Todos somos Uno, ha de penetrar en nuestros poros.
Cuanto sucede en esos países en los que la carencia y el horror es la norma y si prosigue la indiferencia nacida primero en el pensamiento y la no acción de ayuda le sigue después, su efecto alcanzará a todos. El tiempo es infinito, pero su acción trae las consecuencias.
Todos estamos contribuyendo desde otras energías a ese cambio y a ese despertar, siendo más visible que nunca en nuestro planeta el efecto de la colaboración de tantos seres anónimos que son receptivos al impacto de los Grandes Seres.
Mercurio Regente exotérico, necesario como nunca con su Cuarto Rayo para armonizar. Venus como Regente Esotérico, nos lleva con su Quinto Rayo, a la voluntad de actuar,  de investigar, de conocer por nosotros mismos lo que es importante y la Tierra nuestro planeta aun no siendo Sagrado todavía, es el Regente Jerárquico de Géminis, haciendo vibrar la voluntad de Evolucionar.  Estas son entre otras las influencias que emanan de esta poderosa constelación de Géminis que forma un Triángulo cósmico con las constelaciones de la Osa Mayor y Las Pléyades. Es el Triángulo del Cristo Cósmico y punto de entrada para las energías de Sirio.
En el día después de esta  Luna Llena, debemos sentirnos diferentes y actuar diferente. Debemos estar cargados con mayor energía, entusiasmo, y visión. Cualquier pequeño grupo de personas que traten de aceptar, recibir, y asimilar estas energías, salvaguardarlas, y expresarlas a través de sus pensamientos, palabras y acciones,  crearán un gran cambio en los asuntos humanos. Ya cientos de grupos están celebrando los  Festivales de Luna Llena cada mes y tratando de recibir, asimilar y expresar  Luz.
Es realmente importante saber y creer que todos tenemos el don y el poder de la invocación.
Que ese poder sea como una inmensa ola de un océano de amor que ayude a cambiar la convulsa faz que ahora muestra  nuestro mundo.
Desde el corazón
Joanna

miércoles, 5 de abril de 2017

PLENILUNIO DE ARIES


PLENILUNIO    DE    ARIES
-Nota clave (como alma)-
SURJO  Y  DESDE  EL  PLANO  DE  LA  MENTE  GOBIERNO

La lunación en España es el 11 Abril a las 08:08 horas.



A partir de la luna llena de Pascua, y por un período de dos meses, la ocasión del alineamiento superior entre los centros Shamballa, Jerarquía y Humanidad debe ser aprovechada. “Es​​ una oportunidad para relacionarse con ese mundo interior del propósito espiritual y el plan que sabemos que existe detrás de la confusión aparentemente abrumadora de los acontecimientos en el mundo, así como en nuestra personalidad interna. 
La nueva religión mundial se basa en la invocación y evocación - Estos acercamientos se producen en los períodos de Luna Llena, en  tres ocasiones especiales o festivales  cada año. Ahora hemos llegado a la primera de ellas para este año - el primer festival importante del año-
Durante siglos ha habido un festival especial durante el solsticio que festeja la renovación que se anuncia en la primavera y esta celebración se continúa aun hoy en la gran Fiesta judeo-cristiana de la Pascua. El tema inspirador, como sabemos, es la Resurrección.

La primera palabra de la nota clave del signo de Aries es  Surjo, que significa dinámica aparición en la nueva Luz y Vida. No podemos dejar de ser conscientes de la agitación que crece en las profundidades de nuestro ser. En esta época del año, hay una emergencia de lo nuevo, de crecimiento en el Hemisferio Norte y de revitalización y maduración a través del otoño en el Hemisferio Sur.
Como aspirantes al discipulado nos encontramos listos para un renovado esfuerzo para hacer frente a los desafíos de la propia evolución. Aries es el signo del poder exteriorizándose en cada acto volitivo del caminante en el Sendero.
Cada ciclo completo de Urano ha perfilado de forma incontenible un nuevo reto y el que comenzamos a vivir hace unos años será más regenerador y constatable que nunca, debido a ese despertar de tantos millones de seres que ya no están en el rebaño, porque han conocido el principio divino del discernimiento.
En cada uno de esos grandes ciclos de Urano desde su descubrimiento en el signo de Aries, la libertad y tradición, rebeldía y respeto,  se unen para marcar un principio, una profunda respiración que desde el aparente caos y dolor, implanta las semillas de los nuevos derechos que la sociedad en ese momento  exige y esa fuerza de cambio y libertad. Urano sigue todavía en el Signo de lucha y principios que se expresan en  Aries.
Aries, el Carnero, es el primer signo del Zodíaco y, como tal, está relacionado a inicios y al proceso de creación.  La energía de Aries promueve la voluntad de vivir y realizar. Es la fuente del impulso creativo y del ímpetu para la acción. Normalmente, expresamos esta energía como intensa actividad en el mundo, pero podemos expresarla también de un modo más refinado y sutil, como pensamiento vivo y creativo.
Aries es Fuego y a través de ese elemento podemos consumir la   materia. Esa función contribuye al Plan porque abre una brecha para una mayor revelación de lo interno. Ese poder se hace sentir principalmente en el plano mental, a través de la recepción de ideas conectadas con dicho Plan que resquebrajan los antiguos moldes  imperantes hasta ahora.
El Signo de Aries se conecta a importantes fuerzas de energía del sistema solar y distribuye su energía a través de diversos Rayos, siendo los principales, el Primero de Voluntad o Poder, el Séptimo de Orden Ceremonial y Magia, y el Cuarto de Armonía a través del Conflicto, los cuales se expresan a través de sus regentes:
 Urano (7º rayo, jerárquico), Mercurio (4º rayo, esotérico) y Marte (6º rayo, como regente exotérico).
Es importante comprender la importancia que en nuestros pensamientos nos otorga  Mercurio, la mente en toda su riqueza y responsabilidad. Pensamiento y palabra pueden ser en nosotros una herramienta de luz o también usar ese inmenso poder para herir y crear caos.
La profunda atención del discípulo puede captar desde hace tiempo, la intensidad de las energías que están convirtiendo a nuestro planeta en un escenario vívido de cambios de paradigmas y de estructuras que se derrumban al no poder resistir las embestidas de todo cuanto de liberador y nuevo, fluye a través del espacio.
La fuerza de esta Luna llena de Aries, El Festival de Pascua. La Ascensión del Cristo viviente, Maestro de hombres y de Ángeles. Él es la expresión del Amor de Dios, dirigiendo la Jerarquía Espiritual. Es realmente un tiempo especial, para la propia meditación, la meditación grupal, y la unión más pura posible enlazada desde el pensamiento.
Será posiblemente una lunación muy especial para nosotros que como humanidad ya hemos desarrollado un amplio potencial mental e intelectual y que desea unir a todo ello, el mensaje de Amor vertido a través de dos mil años en Piscis por Él.
Constantemente se emiten al éter oraciones. La Gran Invocación, El Gayatri y otros mantrams sagrados, están liberando de escorias esa “sangre de los Dioses que es ese Éter”.
Aries ese Hijo amado por Dios, es el lugar del nacimiento de las ideas divinas y los movimientos planetarios están energetizando ese espacio para un despertar con diferentes niveles de conciencia, pero que están haciendo vibrar todos ellos a nuestra  humanidad.
Pero centrémonos en la  importancia de esta Luna Llena que hace vibrar el anhelo de superación de toda separatividad, el deseo de colaborar al tan necesario paso hacia la perfección de la Tierra.
En esta Luna Llena, podemos purificar nuestros vehículos mental, emocional y físico que están formados con energía o “Pitris” lunares, haciendo un gran servicio a nosotros mismos y a todo lo que compone nuestra Humanidad, liberando karma.

Vivamos profundamente la alegría de saber que nuestra posibilidad de cambiar, de mejorar el mundo es real.

miércoles, 15 de marzo de 2017

EQUINOCCIO DE PRIMAVERA 2017

EQUINOCCIO DE PRIMAVERA  -  2017
(Empieza el 20 DE mARZ0 11:29 H.)

Ni un solo  movimiento que suceda en el Universo deja de afectar al ser humano y a los distintos Reinos de la naturaleza.
Lógicamente, esos cuatro grandes Festivales que conforman Equinoccios y Solsticios, tienen una importancia remarcada en la humanidad y ellos, junto con las 24 fases de Lunas Nuevas y Llenas, intentan ayudar a que nuestros relojes de vida individuales se ajusten al máximo a ese Universo donde vivimos, nos movemos y tenemos nuestro ser.
En los Equinoccios, esa magnífica igualdad en la duración del día y de la noche, nos habla de algo tan importante como es el equilibrio. Nos indica que seguir las pautas de sus energías nos ayudan a ese siempre difícil equilibrio entre la personalidad y el alma.
Incluso es clarificador meditar en que  mientras en uno de los Hemisferios, la savia de la vida explota en su floración, en su energía de luz y en un nuevo ciclo,  el otro Hemisferio camina hacia la introversión, hacia el interior, madurando todo lo que ha producido el ciclo de luz ya vivido. Si la consciencia está alerta, podemos observar nosotros mismos como humanidad nos estamos ayudando.
Estar “sintiendo” durante tres días que ese movimiento especial de la naturaleza va a producirse, crea un espacio energético en nosotros lleno de posibilidades.
Los discípulos que están prácticamente ya en ese equilibrio, se preparan en realidad durante los noventa días anteriores a cada uno de estos eventos, modulando en su interior la música más armónica; están sintonizando con su nota vibracional con mayor profundidad.
No podemos por ejemplo dormir durante la mañana y comenzar nuestras actividades al atardecer. Actuar de esa forma lleva al desequilibrio, pudiendo presentarse estados de inercia, de depresión o desorientación.
Somos seres en los que viven las luces y las sombras y por ello, en los momentos en que la Luz universal se precipita hacia nosotros podemos encontrar con más facilidad nuestro propio equilibrio.
En el Equinoccio de Aries, el Sol corta aparentemente el Ecuador y va hacia arriba, hacia un estadio superior más sutil. El Ecuador es el punto medio. En ese paso nuestras energías trabajan con más facilidad hacia los centros superiores.
Hay como una línea vertical entre Aries y Libra y el trabajo continuo de la personalidad, superando momentos de desánimo, determina la actividad de los mencionados centros. Cualquier sentimiento de separatividad, de rencor o tantos otros que no son  fáciles de detectar, alteran el Plexo Solar que está conectado con el Ajna y nos afectan durante estos días y se invierten entonces las energías sutiles del Equinoccio, se activan aún cuada sea ligeramente y se precipitan hacia la materia, hacia lo denso, bloqueando o retrasando el camino.
La fuerza del Sol es ilimitada. De él emanan todos los planetas, esas Fuentes de Sabiduría con las que trabajamos cada día de nuestra vida. Podemos elevarnos a través de fluir con esas energías, y a través de la forma que cada cual tenga de meditar en la Luz y en el Amor, en forma individual o cuando sea posible grupalmente,  o bien podemos, ya que es nuestro libre albedrío, esperar a otros ciclos del Universo, aún cuando ello signifique perder oportunidades.
También denominamos al equinoccio como 0º de Aries y es como ver según estén situadas esas Vidas superiores que son los Planetas, la energía del año.
El Regente de Aries, Marte se encuentra en el signo de Tauro que retiene en parte la energía guerrera del planeta, algo conveniente ya que en Aries nos encontramos con Sol, Venus, Mercurio (Regente Esotérico del Signo) y con Urano.
Marte es una expresión más densa de la vibración de Plutón. Es una octava inferior y en estos tiempos Plutón en Capricornio forma cuadraturas intensamente significativas con Urano y Júpiter.
En el pasado siglo esa cuadratura sucedió cuando Plutón estaba en Cáncer en 1933. En ese mismo año Hitler y Roosevelt accedieron al poder, cambiando como sabemos el rumbo de la historia. Una vez más la historia nos demuestra como camina a través de las energías formadas en el Universo especialmente por los Dioses del Cambio, Urano,  Neptuno y Plutón. Cuando la cuadratura de estos planetas se vaya alejando y comiencen a formas un semi sextil, podremos comprender muchas de las cosas que ahora vemos con un sentido de  impotencia.
Cáncer representa la puerta por la que entramos a la vida en el pasado y Capricornio es el presente y futuro. Las dos grandes puertas para la humanidad. 
Todo ello hace pensar que la conflictividad que estamos viviendo en el mundo continuará con su camino de luces y sombras para cambiar paradigmas incrustados en la violencia y malversación de todos los bienes y recursos por el poder egoísta de diversos países.
Saturno que sigue desde Escorpio  su duro camino, pasando por Sagitario y llegando más tarde a Capricornio, estará en el inicio del 0º de Aries, en conjunción con la Luna. Sus energías siguen ciclos de una aparente diferencia pero en su trabajo interno, son complementarios. Saturno emplea casi 29 Años en regresar a su punto de partida y la Luna algo más de 28 días en su ciclo mensual y por progresión, 29 años.
Plutón marca aspectos friccionales con diversos planetas, lo que contribuirá a que todo lo que no es necesario y ya no es auténtico, siga desplomándose y contribuyendo a esos tan necesarios cambios.
Júpiter en Libra, planeta y signo amantes de la paz, llevará energías de diplomacia y de armonía a este principio de año astrológico, marcando todo el mapa hasta el próximo solsticio en el signo de Cáncer.
Es un momento sin duda importante para una humanidad que anhela crecer, saber, ayudar. El silencio y la meditación en ese día será de por si un servicio a todo el planeta.
Joanna

martes, 7 de febrero de 2017

LUNA LLENA DE ACUARIO 2017

LUNA LLENA DE ACUARIO 2017
SOY EL AGUA DE LA VIDA VERTIDA PARA LOS HOMBRES SEDIENTOS

  Febrero 11
00:32 am. Hora Española
    Llena
  Acuario


Las intensas influencias de Acuario están fluyendo desde el Universo y su impacto no nos puede dejar indiferente. Son las energías que como Humanidad y en un momento realmente álgido, nos pertenecen.

Quienes amen la Historia, la cual está inevitablemente unida al más  mínimo cambio en esa Vidas que son los Planetas, podrán observar que el principio de ese ciclo uraniano se produce siempre en el Signo de Aries, el cual con su potente primer rayo puede cortar la forma caduca en todos los aspectos. Durante el primer año de ese inicio de Ciclo, la belleza y protección de Júpiter camina junto a ese desestabilizador proceso, atenuando los cambios que tan poco gustan a los seres humanos.
No obstante ese caos como todo, es también necesario y cuando surgen como en estos días, en el panorama mundial personas con un inmenso poder del cual no comprenden otra cosa más que la oscura ambrosía de que su egolatría por ese Poder hace caer las estructuras que permiten una mínima seguridad, una gran parte de la humanidad  perciben  aunque no estén totalmente despiertas como almas,  que esa sacudida les lleva a la protesta porque no saben muy bien lo que son o en qué estado de evolución se encuentran, pero si saben que no quieren ser así ni colaborar a ese desestructuración de los derechos humanos.

Nuestras vidas, siempre en proporción a la atención con que nos centremos en cada uno de esos días, pueden girar hacia la luz electrizante que Urano nos ofrece desde Acuario y llevarnos hacia “la vida más abundante”….que profundidad vive en esas palabras¡¡ 
La esencia que nos acompañará durante estos días, no se fundirá con nosotros si nos entregamos a lo estructurado;  si nuestra propia vida ocupa constantemente nuestra mente, si mantenemos planes rígidos que desde el ama intuimos que no son ya necesarios. Todo ello,  aun cuando haya buena  intención, nos convertirá en una energía limitante que afecta a los demás, afecta al Todo.
La energía en Acuario es pura electricidad que ayuda a desarrollar poderes psíquicos superiores y llevarnos hasta la pura intuición.
Recordemos tres palabras de gran importancia relacionadas con Acuario:
Oportunidad                                                    Iluminación
Fraternidad
La vida en Acuario se torna anhelo de cooperación; la mente se amplia y por ese motivo se cree que el Sol se encuentra en caída en ese signo, pero es precisamente porque no siente la necesidad de ser importante para los demás como puede suceder en muchos casos de su signo complementario Leo.
En realidad ningún Planeta está exaltado o cae en Acuario, ya que en la verdadera rueda espiritual el ser acuariano ha llegado a un bendito punto de equilibrio.
En cambio es la energía de Acuario el punto que está creando un doloroso caos en el Planeta. Su regente Urano situado desde hace años en Aries, tal como sucede en cada ciclo de 84 años alrededor de la tierra de este planeta, está situado en ese mencionado signo de  Aries, estremeciendo los cimientos que por el egoísmo aplastan bajo su peso a una terrible parte de la humanidad.

Aries con su potente Primer Rayo, puede fulminar la forma estancada, especialmente estando Marte situado ahora y hasta Marzo en el Signo que rige.
Unido al arquetipo liberador de Urano con el Séptimo Rayo, promotor total del cambio, la Vida Una intenta una vez más a través de uno de tantos caminos hacia la verdad, en este caso la Astrología, que podamos comprender las sugerencias que esos Dioses que son los Planetas, nos indican. Los símbolos hablan en silencio al interior del ser que estando en el Sendero debiera hacer lo imposible por colaborar. La masa no puede más que asustarse y colaborar todavía más con el caos.
Necesitamos la fraternidad, el sentimiento de grupo, la comunicación, el difícil trabajo de vivir con la mirada amplia, necesitando tanto la soledad para escuchar diversos mensajes, como la de intentar que las convivencias grupales desarrollen ese incipiente principio de ser lideres sin destacar, de que las ideas sean compartidas, sin imponer. Como humanidad estamos en el principio de ese gran compromiso que es la intensa esencia de Acuario.

Posiblemente todos cuantos en las últimas décadas han convivido en grupo, han experimentado el avance evolutivo a través precisamente de descubrir los espejismos de las personalidades que han caído en el creer  ser los escogidos para dirigir a los demás y esto no es cierto, tan solo debería mantenerse durante un espacio- tiempo determinado. Surgirán entonces los necesarios problemas para que cada grupo se enfrente a lo que no es adecuado a la esencia que ha dado vida al grupo, redirigiendo a través de las experiencias la energía del mismo. Estamos todos en ese principio del aprendizaje de Acuario y la sencillez, el pensar, obrar y actuar correctamente tiene que ser la guía más segura.

La poderosa energía del Plenilunio de Acuario hará fluir en las meditaciones la forma correcta de vivir esa tan necesaria vida grupal.
El Sonido y la Luz representan las dos líneas del signo que nos llevan a la imagen de un potente relámpago. Su esencia está totalmente involucrada con la meteorología tan alterada en  todo el planeta.

Venus, fluye en Libra y su Quinto Rayo motiva cada vez el deseo de investigar y crea ideas novedosas para conseguir fondos para esa investigación.
Urano como Regente exotérico vierte incesantemente ideales, visiones, grandes planes, para que los benditos locos-visionarios, se comprometan a materializarlos o encuentren personas que se encarguen de ese trabajo.

Júpiter en Acuario, ese Ojo de Dios, nos hace llegar todo el amor del Segundo Rayo, siempre tan necesario cuando la mente está atenta. De esa forma la energía Amor-Sabiduría se fusiona con el Plan de la Jerarquía y con Cristo.

La Luna como regente Jerárquico de Acuario nos hace vivir ese Cuarto Rayo que hace trabajar incesantemente a la humanidad, trabajo que cuando en un determinado grado ha conseguido a través de las meditaciones de Luna Llena, se convierte en una inmensa ayuda.
Toda meditación, todos los grupos de Buena Voluntad, llevan a cabo esa gran ayuda y todas las lunaciones son intensamente necesarias. La Luna Llena de Acuario tiene algo incorporado y es que su mensaje, su energía, su arquetipo….es hacer avanzar a toda la Humanidad hacia la poderosa elevación de la Raza.

En unión y amor.

Joanna

martes, 10 de enero de 2017

LUNA LLENA DE CAPRICORNIO

LUNA LLENA DE CAPRICORNIO 2017

ESTOY PERDIDO EN LA LUZ SUPREMA, SIN EMBARGO, VUELVO LA ESPALDA A ESA LUZ

Vivimos en un océano de consciencia divina por el que fluyen los símbolos que nuestro corazón anhela y es posiblemente  en  este Signo, donde se pueden hallar las metas más altas para quien camina por el Sendero.
En la época atlante el ser humano comenzó a responder  a la necesidad de buscar la iniciación y algunos alcanzaron la etapa del discipulado. En la actual época Aria, estamos viviendo experiencias similares, desde el punto de vista de una espiral más alta. En la Doctrina Secreta se menciona este proceso como la lucha entre los Señores de la Faz Oscura y los Señores de la Luz, lucha que aun sigue existiendo.
El mundo, nuestro mundo, nos envuelve cada vez con más intensidad en la doliente convulsión que provoca el gran paso que estamos dando en el desenvolvimiento de la autoconciencia y en un nuevo sentido de responsabilidad, nacido de unas mentes que ahora son capaces de decidir y no tan solo seguir ciegamente en forma pisciana como se ha hecho durante siglos.
El choque es brutal. La devoción se ha convertido en claro pensamiento amoroso y cada vez con menor sentido de posesión. La potente mente trabaja cada vez más dentro de una nueva serenidad intentando vivir con atención todo cuanto ocurre, sintiendo un necesario amor impersonal en su trabajo.
Esa inmensa fricción que podemos observar, es debida en gran parte a que ahora, son muchos los discípulos que han alcanzado un gran grado de elevación espiritual y están ya preparados para recibir iniciaciones superiores, pero gran parte de la humanidad está controlada por un profundo materialismo, el cual tiene mucho que ver con una de las energías de este Signo,  y en este conflicto por el intenso deseo de la materia, se enfrenta a las fuerzas de la Luz y el Amor que devienen de La Jerarquía. No obstante la humanidad como un todo, siente que el paso es inevitable y la decisión de salir de ese estado de convulsión mencionado, hace que los seres humanos muestren, aun cuando lo contrario es más aparente, un determinado compromiso hacia los más débiles.
De los cuatro Señores del Karma, Saturno es el que más nos obliga a reconocer nuestro pasado y a prepararnos para nuestro futuro y para ello es necesario destruir formas de ser y de pensar. Periódicamente nos detiene porque nos es imposible avanzar bajo la forma existente y su energía relacionada con el proceso de evolución, la sentimos con más intensidad ya que es en Capricornio, signo que guarda el secreto del alma misma, el cual es revelado al iniciado en la Tercera Iniciación, donde se culmina el duro trabajo realizado en Escorpio.
Las cumbres tienen un bello simbolismo con el Signo de Capricornio. Moisés en el Monte Sinaí indica a través de Saturno  el conocimiento de la Ley del Karma a la humanidad. De la misma forma Venus como regente Jerárquico de este Signo, sugiere que cuando el amor, la mente y la voluntad se unen, la luz crística nace en la persona que queda así transfigurada.
Capricornio es el signo de los extremos bajo el cual encontramos lo más bello y lo más ruin que el hombre puede llegar a ser. Cuando corazón y mente están equilibrados, un salvador en el nivel que sea, puede nacer. De la misma forma que cuando es la cabeza la que rige ese hermoso centro que es nuestro corazón, el egoísmo más cruel e inteligente puede dominar. 
Capricornio es uno de los cuatro Signos de la Cruz Cardinal relacionado con la Luz. Es un momento de esperanza, la luz comienza a exteriorizarse, las semillas plantadas desde Aries, entran en un período de posible triunfo, de metas soñadas que pueden convertirse en realidad.
Los últimos noventa días hasta que un nuevo nacimiento en el Universo llegue,  han comenzado y cada uno esos días bajo la energía de Capricornio nos pueden llevar a conocer con más profundidad el secreto proyecto de nuestra alma.
Los Rayos principales que fluyen a través de este signo son el Tercer Rayo a través de Saturno y el Quinto Rayo a través de Venus. Estas energías pueden conseguir que uno u otro de sus dos axiomas triunfen.
“Rija la ambición y que la puerta sea abierta de par en par” o bien si somos capaces de arrodillarnos y convertirnos en instrumentos válidos para la evolución del Todo poder decir “Estoy perdido en la luz suprema, sin embargo vuelvo la espalda a esa luz”, lo que significará que para la persona evolucionada bajo este signo, solo existe la meta del servicio a los demás.
Es curioso que rija precisamente las rodillas ya que nos lleva hacia la idea de si nos cuesta o no, arrodillarnos ante las circunstancias de la vida, o es al fin esa vida la que rompe nuestra rigidez en forma inesperada y nos vemos forzosamente arrodillados.
A través de Capricornio nos fundimos con la energía del Tercer Rayo, el poder de la mente desde donde nace todo lo que se puede llegar a materializar. A través de Venus su regente Jerárquico, el Quinto Rayo ha conseguido que la humanidad no deje jamás de investigar en todas las ramas del conocimiento.
Marte exaltado en Capricornio, se encuentra en Piscis, constelación de profundo sentido religioso y ese impulso marciano del Dios de la Guerra, marca con dolor nuestros días, al igual que Saturno con sus connotaciones karmicas, en Sagitario, remueve los posos de siglos durante los cuales se han llevado a cabo, con crueldad miles de acciones en el nombre de Dios.
Plutón intensamente fuerte en Capricornio ha trastocado los poderes y expuesto a la luz infinidad de trampas. Seguirá su gran trabajo mientras espera a que después de su tránsito por la Constelación de Sagitario, Saturno, Señor del Signo una sus fuerzas, para a través de un caos en todos los estamentos que dirigen el mundo, se instaure una ley justa.
Marte exaltado en Capricornio, se encuentra en Piscis, constelación de profundo sentido religioso y ese impulso marciano de Dios de la Guerra, marca con dolor nuestros días, al igual que Saturno con sus connotaciones karmicas, en sagitario, remueve los posos de siglos durante los cuales se han llevado a cabo, con crueldad miles de acciones en el nombre de Dios
De los tres estadios en los que se mueven y evolucionan los nacidos en Capricornio, o más bien todos como humanidad, ya sea a través de la oración, del Agni Yoga o de la herramienta que nos sea más idónea, hemos de convertirnos en el sagrado Unicornio que tan solo siente y vive por el deseo de Voluntad hacia el Bien.
Desde el corazón
Joanna

viernes, 11 de noviembre de 2016

PLENILUNIO DE ESCORPIO

GUERRERO SOY Y SURJO TRIUNFANTE EN LA BATALLA
PLENILUNIO DE ESCORPIO 2016

Soledad y silencio. Vacío profundo y totalidad plena. Gozo que no es posible expresar en palabras y anhelo de que el entorno comprenda o capte la intensidad sentida.
Amor pleno de libertad hacia todo y hacia todos aún cuando ese estado se alterne con sentimientos encontrados que pueden galvanizar nuestro ser interior, ya que ahora, más que nunca,  el alma puede a través de las energías que el Universo emana, derribar barreras, temores y nieblas que impiden al discípulo conectar con su misión de Vida, con el compromiso libremente adquirido para este ciclo de vida.
Como discípulos, tomamos la decisión de vivir unos tiempos convulsos pero también llenos de oportunidades.
El Cosmos está en una vibración tan intensa que cada uno de nosotros debe estar viviendo en una continuada serena expectación, para no ser arrastrados por esas fuerzas  cósmicas.
Escorpio es “el discipulado”. En las poderosas energías del Signo, Marte como Regente esotérico y exotérico puede alcanzar la cima o descender al fanatismo y a la separatividad. Difícilmente encontramos puntos medios en este Signo donde se producen diversas muertes que lentamente van liberando a la forma y dejando penetrar la más hermosa Luz que se pueda imaginar.
Marte, el Planeta de la energía, del coraje, de la lucha, marca a través del deseo y posteriormente en la sublimación del mismo, cicatrices que hacen al guerrero de luz triunfador en su particular batalla. La energía del Planeta es fuerte ya que lo rige exotérica y esotéricamente y el sentimiento de devoción hacia las creencias, hacia los ideales es tan intenso que puede elevar hacia el idealismo por el cual se entrega hasta la propia vida, física o psíquicamente o también puede desatar el fanatismo y la crueldad, cuando la motivación no llega desde el Alma.
Su situación en el Signo de Acuario puede inspirar sentido de idealismo, de búsqueda de la esperanza más allá de lo que en este universo nuestro sucede.
Hace unos años pareció que surgía una  luz diferente, que el sol podía brillar más ante un dirigente que por vez primera era de raza negra.
Siempre hemos de dirigir la luz de nuestro interior hacia quienes se encuentran dirigiendo los países, especialmente cuando uno de esos países tiene un gran poder.
También el poder del pensamiento es increíble y las nubes que se están formando con los continuos comentarios alrededor de las últimas noticias están sin duda alguna, sirviendo de alimento a las fuerzas oscuras.
Nadie puede obviar que el fantasma del separatismo racial está tomando fuerza en Europa y que, por lo menos aparentemente este problema racial va a tomar muchas más fuerza a partir de lo sucedido  los últimos días.
El separatismo es el gran reto de la humanidad y lo es desde el propio ser, la familia, la nación, el universo...tan solo la buena voluntad, la compasión nacida del corazón y el recto pensar unido a la oración así como la acción siempre que esté dentro de la paz, puede contrarrestar la terrible  indiferencia hacia quienes carecen de todo derecho.
Por otra parte, tendríamos que meditar profundamente en las causas del porqué suceden estos acontecimiento y sobre porque determinadas personas manipulan nuestros destinos, ya que sabemos que “todo país tiene a los dirigentes que merece”.
En estos días Saturno con toda su profundidad y su exigencia a la ley y a la justicia, está y seguirá durante meses situado en Sagitario, rememorando el sentimiento del Karma y dando fuerzas ya sea al fanatismo de las religiones o  haciendo fluir el sentimiento de heroicidad del mártir entregado a una causa,  y esta fusión no puede dejar de notarse tanto a nivel personal como mundial.
Todo en el Universo  hemos de considerarlo como Fuentes de Vida, como Seres que continuamente emiten su fuerza y energía en beneficio de la evolución de la Humanidad.
Sabemos que en varios de nuestros vehículos, la energía lunar sigue teniendo una gran fuerza, pero esta fuerza queda prácticamente debilitada cuando en la Luna Llena  el esplendor del Sol purifica y concede su  energía a todo cuanto tiene vida en el Universo.
Con Saturno  en Sagitario, Plutón con su fuerza transformadora en Capricornio, unido a Urano en Aries, el avance de la humanidad consciente puede ser tan intenso que posiblemente no lo lleguemos a comprender en forma intelectual. 
No obstante, si lo vivimos desde el Alma, desde la confianza de que cada prueba es solamente un paso necesario para llegar a la luz, de que cada caída es únicamente la silenciosa alegría interna de habernos podido levantar y continuar de nuevo, quedaremos inundados por la Luz el Amor y el poder.
Escorpio es un Signo de aspirantes. De discípulos. De luces y de sombras que perfilan la efigie del auténtico guerrero.
Podemos decir que la Humanidad al completo está pasando, viviendo las experiencias del eje Tauro-Escorpio, difícil lucha sin duda alguna.
En cada energía de signo es necesaria la meditación grupal, el planteamiento de qué es realmente importante, pero especialmente en la Luna Llena de Escorpio, la atención y la presencia de los Grandes Seres, se hace más patente, ya que este Signo es denominado, el Discípulo en la Cruz, donde muere la personalidad y se libera de la fuerza opresiva de la materia.
Ahora es el momento de pensar que la iniciación no es una posibilidad, sino una responsabilidad grupal, es un deber hacia la sociedad, hacia  otros  que se sienten motivados por la energía de quienes están un poco más en la luz.
Desde el corazón.
Joanna